En los setenta hizo la película Daddy, restaurada para la exposición que el Guggenheim de Bilbao le dedicó hace un par de años. En ella se vengaba de su padre por los abusos a los que la sometió en la infancia.

También fue una de las primeras artistas en hablar del sida. En el 87 escribió e ilustró el libro AIDS: You Can’t Catch It Holding Hands para apoyar campañas de prevención de la enfermedad.

Foto: Museo Guggenheim
Foto: Museo Guggenheim

Al final de su vida sufrió problemas crónicos de salud (enfisema, asma y artritis severa) debido a la continuada exposición a fibras de vidrio y vapores petroquímicos le provocaron problemas crónicos de salud. Buscando un mejor  clima se trasladó en los noventa a La Jolla (California), donde fallecería el 21 de mayo de 2002. Siguió trabajando hasta final en nuevos diseños para el Jardín del Tarot.

Tags


Contenidos relacionados

Ver Cultura

Registro de nuevos usuarios

Si no eres usuario registrado introduce tu correo electrónico y haz clic en el botón Registrarse.

Registrándote podrás

Formar parte de la comunidad MAS.
Comentar noticias.
Proponer candidatas a los premios MAS.

Recupera tu contraseña

Introduce tu dirección de correo electrónico.